Cultura NewsFeed

“América Latina tiene sus propios horrores”

Karina Canseco

En el marco del Día Mundial del Libro, la UNAM celebra la Fiesta del Libro y la Rosa 2020 —organizada de manera virtual debido a la emergencia sanitaria por la COVID-19— con la charla entre la escritora argentina Mariana Enríquez y la académica universitaria Alejandra Amatto, quienes hablaron sobre Distopías, Terror y otras ficciones.

Enríquez, ganadora del Premio Herralde de Novela 2019, reconoce la influencia de la literatura inglesa en su obra, y particularmente, de las novelas de Stephen King y H.P. Lovecraft como motivación para adentrarse al imaginario del horror.

En ese sentido, la aportación de la literatura latinoamericana es el paso del mundo fantástico al realismo, ejemplo de ello, es el uso del lenguaje político con términos como desaparecidos y feminicidio. “América Latina tiene sus propios horrores”.

Para la narradora, las influencias de los escritores actuales ya no son puramente literarias, de hecho, hay una ruptura con lo académico. Los autores latinoamericanos comparten y se nutren de las vivencias de sus pares. El horror en la realidad cuenta aquello que nos mueve los sentimientos y nos asusta de lo que somos.

Asimismo, Enríquez destaca la importancia de la música y refiere lo interesante de la narrativa y mitología de personajes como David Bowie. Por lo que respecta a sus preferencias cinematográficas, menciona películas como The WitchMidssomar y Rosemary´s Baby.

Finalmente, la autora de Las cosas que perdimos en el fuego apunta que la pandemia mundial del coronavirus no es un entorno ideal para la creación porque “no podemos aislarnos para producir”.

Deja tu comentario

Comentarios