Cultura Salud Sociedad

El día del Amor y la Amistad, exijamos una mejor educación sexual para los niños

Romper
Este día de Amor y Amistad, démos herramientas a los jóvenes para que formen relaciones saludables. Imagen: Romper

Hoy en las aulas de todo el país, jóvenes estudiantes comparten tarjetas y globos con sus compañeros de clase y amigos para marcar relaciones y conexiones.

Sin embargo, este rito de paso alegre, a menudo lleno de humor y dulces, puede marcar el único día en que las relaciones personales reciben atención en el aula, casi al mismo tiempo en que los corazones de papel y los besos de chocolate serán reemplazados por conferencias sobre cómo la pubertad conduce a cambios en el olor corporal y los períodos, y el tema de las relaciones se deja a un lado.

Con demasiada frecuencia, la educación sexual en las escuelas enseña a los jóvenes sobre los cambios que sufren sus cuerpos, pero nada más.

En un nuevo artículo publicado en el American Journal of Public Health habla de la necesidad de ampliar la enseñanza acerca de educación sexual.

La mayoría de las veces la educación sexual en clases es demasiado limitada, no incluye suficientes habilidades de comunicación y relaciones saludables, necesidad creciente entre los jóvenes. Cuando nos detenemos para escucharlos, dicen estar frustrados por la falta de información sobre los aspectos positivos de la sexualidad y la preparación inadecuada para las relaciones que ellos reciben.

Los programas de solo abstinencia, actualmente impulsados ​​por conservadores sociales en todos los niveles de gobierno, son un ejemplo particularmente dañino de cómo el sexo y el placer se estigmatizan sistemáticamente.

Y no es un tema por el que debamos preocuparnos, la investigación muestra abrumadoramente que ofrecerles información a los jóvenes sobre el sexo no conduce a que éstos tengan más relaciones sexuales ni a que se comporten de manera más riesgosa, si no todo lo contrario.

En demasiados casos, la educación sexual se trata de evitar el riesgo y recitar una larga lista de «no hacer«: no quede embarazada, no contraer una Enfermedad de Transmisión Sexual (ETS) y no tener relaciones sexuales, al menos no hasta que te cases. Esta visión limitada de lo que no se debe hacer y tiene consecuencias.

«Nuestros hijos estarían mucho mejor si habláramos sobre el placer sexual física y emocionalmente, y para ambas partes«. Es un tema que no debería ser un tema tabú en la educación sexual de los jóvenes.

Centrarse en el mensaje de decir no al sexo ignora el punto importante de que las personas pueden elegir decir sí también. Si bien el movimiento #MeToo ha cambiado las conversaciones para enfatizar el consentimiento sexual, la educación sexual todavía tiene mucho para ponerse al día.

Sabemos que una buena educación sexual puede hacer, y en algunos lugares ya lo está haciendo, una diferencia importante en la comprensión y las habilidades del consentimiento.

Todos merecen aprender esta verdad básica sobre el sexo. Durante demasiado tiempo, los niños y los hombres han recibido el mensaje de que el propósito principal del sexo era su propio placer. ¡Pero el placer es para todos, incluidas las mujeres, y la educación sexual debe reconocerlo!

Solo enfocarse en el sexo seguro ha establecido un nivel demasiado bajo para lo que la educación sexual puede ofrecer. Es hora de cambiar nuestro enfoque de una lista aterradora de lo que no se debe hacer e incorporar lo que se debe y puede hacerse.

No se debe pasar por alto muchos aspectos clave de la vida sexual actual y futura de los jóvenes, incluida la capacidad de formar y mantener relaciones saludables, el derecho a decidir cuándo y con quién participar en el comportamiento sexual, y el hecho de que el sexo debe ser placentero.

Los jóvenes necesitan más que simples mensajes en las tarjetas del día de Amor y la Amistad. Necesitan educación sexual de alta calidad que enseñe sobre el placer, que dé información y habilidades para formar relaciones saludables.

Este día, nuestro deseo más sincero es hacerlo mejor para los jóvenes de hoy.

Fuente: Romper

Artículo: Kantor, L. M., & Lindberg, L. (2019). Pleasure and Sex Education: The Need for Broadening Both Content and MeasurementAmerican Journal of Public Health, (0), e1-e4.

Deja tu comentario

Comentarios