Cultura

“La aventura equinoccial de Lope de Aguirre”, novela histórica de Ramón J. Sender

Enrique Flores Oropeza 📹 EDITRAMA

El Dorado fue la creencia popular en Sudamérica de que el cacique en turno de una tribu indígena se sumergía en una laguna para depositar objetos de oro como tributo para su dios. Dado que era una práctica milenaria, la laguna debía estar repleta de riquezas. Sin embargo, se desconocía su ubicación precisa.

Este mito, surgido entre 1519 y 1524, cuando se exploraba el territorio de lo que hoy es Panamá, se difundió más profusamente conforme la Conquista española avanzó hacia el sur. Numerosas expediciones partieron de los lugares conquistados -en las que fundaron incipientes ciudades que hoy son Quito, Bogotá y Lima- en busca de esa laguna.

Una de ellas, la de 1560, fue encabezada por Pedro de Ursúa al mando de 400 hombres, entre quienes se encontraba Lope de Aguirre, un veterano soldado indisciplinado y resentido que terminó por sublevarse, asesinar a Ursúa y arengar a sus compañeros a retornar a Perú para arrebatarle este virreinato a la Corona Española.

Si bien las inconformidades de los conquistadores españoles fueron manifiestas contra la Corona, que por lo general no los premió con los más altos cargos en los virreinatos fundados, la sublevación de Lope de Aguirre fue importante por haber sido el primer movimiento armado independentista justo a la mitad del proceso de la Conquista de América.

La insurrección fue breve porque las huestes de Lope de Aguirre estaban agotadas por la larga expedición y porque eran mínimas en comparación con la milicia real diseminada en los asentamientos recién descubiertos, pero si este movimiento hubiera logrado acercarse a los poblados más grandes hubiera concitado seguramente más apoyo en su campaña hacia Perú, donde se sucedía una guerra civil entre conquistadores, y tal vez la historia americana hubiera tenido otro derrotero.

Por la importancia de este suceso siete novelistas lo han recreado, siendo la versión del escritor español Ramón José Sender, “La aventura equinoccial de Lope de Aguirre”, la que mejor recupera de este personaje su entorno con más fidelidad para entender los motivos políticos que lo llevaron a la insurrección y las características y transformaciones de su personalidad que lo convirtieron en el asesino de Ursúa, de quienes se opusieron a él, e incluso el de su propia hija, que lo acompañaba en la expedición.

Es también la obra que profundiza en el carácter de los personajes y que describe el entramado social y de castas, cuya interacción abona en la inconformidad que Lope de Aguirre sabe catalizar para su proyecto personal.

La novela fue publicada en 1964 y los directores Werner Herzog y Carlos Saura la adaptaron para el cine en 1972 y 1988 respectivamente.

Deja tu comentario

Comentarios

Hablamos de: