Ciencia Investigación Medio Ambiente NewsFeed Tecnología

Primera selfie en el mundo hecha por una PLANTA

Sociedad Zoológica de Londres
El equipo de ZSL continuará refinando la tecnología antes de establecer una segunda prueba en la naturaleza. Imagen: ZSL

A principios de este año, científicos de la Sociedad Zoológica de Londres (ZSL) sentaron las bases para la hazaña tecnológica al instalar celdas de combustible microbianas en la exhibición Rainforest Life del ZSL en el Zoológico de Londres, con el objetivo final de utilizar plantas para alimentar las cámaras trampa y sensores en la naturaleza.

Así fue como, por primera vez en el mundo una planta ha tomado la primera selfie del mundo botánico.

Los ensayos que involucraron a un helecho, Cabello de Venus o Doncella (Adiantum capillus-veneris), al que llamaron Pete lo vieron «tomar» fotografías de sí mismo cada 20 segundos, utilizando la energía residual que había generado. Una sola celda de combustible puede generar 0.1 milivatios de potencia.

Los científicos dijeron que la capacidad de las plantas para producir bajos niveles de energía para suministrar las celdas de combustible, revolucionaría el monitoreo de la vida silvestre. Ayudaría a los científicos a aprender más sobre las selvas tropicales remotas, registrar datos clave como la temperatura, la humedad y el crecimiento de las plantas, todo lo cual es crucial para comprender las amenazas como el cambio climático y la pérdida de hábitat.

«La energía obtenida puede ser aprovechada por las celdas de combustible y utilizada para alimentar de forma remota una amplia gama de herramientas, incluidos sensores, plataformas de monitoreo y cámaras trampa«, dijo el especialista en tecnología de conservación de ZSL, Al Davies.

Una celda de combustible microbiana es un dispositivo que convierte la energía química en energía eléctrica por la acción de microorganismos, en este caso se encuentra en el suelo.

Cómo se captura la energía de la planta:

  • Bajo la luz solar, las plantas producen azúcares y oxígeno a partir del agua y el CO2 (fotosíntesis).
  • Estos azúcares no permanecen en las hojas sino que se transportan a través de la planta hasta el tallo y las raíces.
  • Algunos de estos azúcares son excretados por las raíces como un producto de desecho de la planta.
  • Los microorganismos del suelo descomponen esto aún más, liberando energía.
  • Esta energía se captura mediante un ánodo y un cátodo y se carga un supercondensador.
  • Cuando el supercondensador está lleno, la energía se descarga y se toma una foto.

«La mayoría de las fuentes de energía tienen límites: las baterías deben reemplazarse mientras los paneles solares dependen de una fuente de luz solar, pero las plantas pueden sobrevivir a la sombra, moviéndose naturalmente a su posición para maximizar el potencial de absorción de la luz solar, lo que significa que el potencial de energía alimentada por las plantas es prácticamente ilimitado«, agregó el experto.

Fuente: ZSL

Deja tu comentario

Comentarios