Educación

Aprendizaje para toda la vida

Universidad del Valle de México
capacitación-aprendizaje-constantes-indispensables-laboralmente-UNAMGlobal
Factor crítico para la empleabilidad y la competitividad

La velocidad con que se ha transformado nuestro mundo y la forma en que vivimos, la manera en que nos comunicamos, en que obtenemos información, el cómo trabajamos y las habilidades que debemos tener para continuar siendo necesarios en nuestro empleo, nos obliga a preguntarnos cómo podemos mantener el ritmo y no quedarnos a la mitad de esta carrera.

Aunque se trata de un concepto en torno al cual se discute desde hace muchas décadas, conviene traer a la mesa la idea del Aprendizaje a lo largo de toda la vida o lifelong learning como una posible respuesta a esta interrogante y comenzar a verla como algo que ha dejado de ser un buen deseo y, ante las nuevas circunstancias, se ha convertido en un objetivo inaplazable.

Para poder entender qué implica el Aprendizaje a lo largo de toda la vida, hay que empezar por modificar la idea de que la educación es un proceso que solo sucede en la primera parte de nuestra existencia y asumir que, en un mundo de cambios vertiginosos, la capacitación y actualización constantes son indispensables en todas las etapas de nuestra trayectoria laboral. Además, conviene estar conscientes de que, en este paradigma educativo, los parámetros de la enseñanza-aprendizaje se modifican constantemente de acuerdo a los requerimientos de la sociedad por instruirse, tanto en el aspecto laboral y académico como de esparcimiento.

Es decir, en este escenario, los miembros de una sociedad no solo deben disponerse a continuar aprendiendo de manera permanente -tomando ventaja de la gran variedad de alternativas que ofrecen los sistemas formales de educación y del extenso universo de lecturas y cursos en línea disponibles- sino que deberá ser en temas y ámbitos que sean vigentes y necesarios para la vida laboral en los momentos actuales.

Este paradigma recibe cada vez más apoyo de numerosos países, que buscan llamar la atención sobre su importancia y están comenzando a apoyar estrategias de implementación entre la población.

Ahora bien ¿el aprendizaje para toda la vida se limita a la voluntad y posibilidades de cada individuo? ¿o deberíamos aspirar a que se implemente en México como parte de una política pública? Como personas, ¿qué tanto sabemos de este concepto? ¿qué tan dispuestos estamos a continuar aprendiendo fuera de las aulas? ¿vemos algún beneficio en ello?

Con el propósito de dar respuesta a algunas de estas preguntas y de poner sobre la mesa la discusión sobre este tema, el Centro de Opinión Pública de la Universidad del Valle de México realizó la presente investigación, que consistió en un acercamiento cualitativo y uno cuantitativo. El primero permitió identificar, desde la opinión de expertos en el sector educativo, cuáles son las oportunidades y retos que enfrenta México para implementar entre la población una estrategia de aprendizaje para toda la vida. El enfoque cuantitativo brindó información sobre cómo la población percibe la idea del aprendizaje para toda la vida, qué aspectos la motivan o la frenan, qué áreas de conocimiento o temáticas le resultan relevantes y, en general, qué mecanismos utiliza para la adquisición de conocimiento.

Vale la pena anticipar que este estudio brinda un panorama interesante. A través de las conclusiones de los expertos consultados, permite ver que México tiene abierto el camino ante sí para implementar estrategias formales que fomenten el aprendizaje para toda la vida; tiene enormes retos, pero también grandes oportunidades.

También es posible vislumbrar a una población que muestra una actitud positiva frente a la adquisición de nuevos conocimientos y que, más allá del tiempo que debe transitar por el salón de clases para cumplir con su educación formal, ve la posibilidad de mejorar su vida si logra aprender cosas nuevas y útiles en forma constante.

El aprendizaje para toda la vida en el contexto actual

¿Qué es el aprendizaje para toda la vida?, ¿en qué radica su importancia? Los expertos entrevistados señalan que el aprendizaje para toda la vida consiste en la posibilidad de seguir aprendiendo una vez concluida la educación formal, con el objetivo de desarrollar nuevas habilidades o para fortalecer habilidades con las que se cuenta, ya sea en el plano laboral, profesional o en el plano personal. El concepto de aprendizaje para toda la vida implica comprender el aprendizaje como una característica inherentemente humana, que éste no termina cuando se concluye la educación formal o cuando se entra al mercado laboral; implica que el ser humano puede aprender de forma permanente sin sujetarse necesariamente a un espacio físico a un tiempo ni a una edad y que el aprendizaje no se circunscribe exclusivamente a las aulas en un sistema educativo formal.

El aprendizaje para toda la vida adquiere mayor relevancia hoy en día debido principalmente a dos factores: la rapidez con la que suceden cambios en materia laboral y educativa, lo cual vuelve primordial una actualización del conocimiento que permita a la población mantenerse en el mercado laboral y adecuarse a nuevos mecanismos de aprendizaje; y en segundo lugar, en un contexto donde la automatización es más frecuente y tiene cada día mayor relevancia, el aprendizaje para toda la vida se vuelve un elemento diferenciador que posibilita que el ser humano realice actividades más reflexivas que pueden ser más estimulantes como individuos.

Consulta aquí el estudio completo.

Deja tu comentario

Comentarios