Campus Comunidad

La exposición Carlos III y la difusión de la antigüedad

Omar Páramo/ Edición: Francisco Medina
Será exhibida simultáneamente en México, Italia y España

 

De forma simultánea, la Antigua Academia de San Carlos (Ciudad de México), la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando (Madrid) y el Museo Arqueológico Nacional de Nápoles (Italia) inaugurarán la exposición Carlos III y la difusión de la antigüedad, en el marco del 300 natalicio de este monarca que, durante su reinado en las dos Sicilias (de 1738 a 1759), mandó a realizar una serie de excavaciones en enclaves donde un milenio atrás había algunas villas romanas, hasta que la erupción del Vesubio (en el 79 d.C) acabó con ellas.

De aquella empresa destaca el hallazgo de numerosas esculturas en Herculano, Pompeya y Estabia, de las que Carlos III pediría copias tras verse obligado a abdicar del reino de Nápoles y aceptar la corona española, y las cuales distribuiría poco después en academias tanto del Viejo como del Nuevo Mundo con el objetivo de inspirar e instruir a pintores, escultores y arquitectos.

Muchas de esas piezas harían soñar a los creadores del siglo XVIII y afianzarían una corriente en auge: el neoclasicismo, el cual marcaría el rumbo del quehacer artístico tanto en aquel como en este lado del Atlántico, pues sin dicha influencia no podría explicarse la obra de Pelegrín Clavé o de Manuel Tolsá, figuras señeras en nuestro país.

Para difundir la importancia de esto, la Antigua Academia de San Carlos (fundada en 1781 por el mismo Carlos III) se coordinará con sus pares europeos e inauguró la muestra al unísono: el 14 de diciembre al mediodía en México, y a las siete de la noche en Italia y España, a fin de coincidir pese a la diferencia de husos horarios. Así, representantes de las tres entidades estarán en posibilidad de dar la bienvenida al público gracias a la ubicuidad que ofrece la red.

Una exposición sin fronteras

Las piezas a exponerse en cada sede son las mismas (con leves diferencias en número), sólo que las originales están en Italia y las réplicas en España y México, lo que para José de Santiago Silva, coordinador de Investigación, Difusión y Catalogación de Colecciones Artísticas de la Facultad de Artes y Diseño (FAD) de la UNAM, plantea una experiencia única.

Como además de las colecciones físicas en cada recinto habrá una sala de realidad virtual, los visitantes podrán cotejar las estatuas y bustos romanos con las copias correspondientes —a través de modelaciones en tercera dimensión a 360 grados— a fin de apreciar el arte y buena hechura con que fueran elaboradas tanto las primeras como las últimas, así como sus diferencias, explicó el investigador.

Al respecto, De Santiago Silva recordó que la UNAM comenzó a trabajar en el montaje y diseño de esta exposición desde hace año y medio, cuando su homólogo de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando visitó México para participar en un evento organizado por la biblioteca de la Antigua Academia San Carlos.

“Esta muestra fue ideada en la entidad madrileña y coordinada con Nápoles, pero los expertos de ambos sitios coincidieron en que un proyecto de estas características no podía prescindir de México, pues tenemos una de las colecciones más completas. En esos términos se dio nuestra invitación”, agregó el también difusor cultural.

Para reforzar la identidad multinacional con que nació esta iniciativa, se montarán una serie de pantallas en México, España e Italia que transmitirán vía streaming lo que pasa en los otros recintos. El objetivo es que capitalinos, napolitanos y madrileños compartan el mismo espacio, aunque sea virtualmente, y tomen conciencia de cómo el impulso dado por Carlos III al rescate de la cultura romana modeló el pensamiento humano en ambos lados del hemisferio.

“De hecho, el primer acto de exploración arqueológica en América se la debemos a este monarca y no por los trabajos que abanderó en Pompeya, Herculano y Estabia, sino por dar pie a que se hiciera algo similar en Mesoamérica. Eso nos da una idea de su relevancia”.

Las 34 piezas albergadas en la galería Pelegrín Clavé de la Antigua Academia de San Carlos datan del siglo XVIII y es la primera vez que se exhiben juntas, lo que a decir de De Santiago es un privilegio porque les confiere un sentido de unidad que antes no tenían.

“La exposición estará abierta hasta abril de 2017, pero en vista de lo logrado, estamos contemplando que la colección se quede aquí, de forma permanente”, concluyó.

Deja tu comentario

Comentarios