Campus Ciencia

Observatorio Hidrológico de la UNAM trabaja para mitigar la escasez de agua

Fabiola Méndez / Diana Rojas
Esta entidad universitaria tiene como propósito dar a conocer los lugares donde llueve, y la cantidad de precipitación pluvial para prevenir desastres

A poco más de un año de su creación, el Observatorio Hidrológico (OH) en tiempo real del Instituto de Ingeniería de la UNAM, cuenta ya con 54 estaciones de medición de lluvia y se ha convertido en un referente a nivel global.

Esta entidad universitaria, a través del principio medir es saber, tiene como propósito esencial dar a conocer los lugares donde llueve y la cantidad de precipitación pluvial, y de esta manera, prevenir los desastres, mantener a salvo a los ciudadanos y proveer a las autoridades de herramientas para la toma de decisiones.

En ese contexto, y con la finalidad de afinar la comunicación con el gobierno para que les sea útil la información que ya generan, el Observatorio Hidrológico ahora cuenta con un semáforo de alertas de lluvia que indica la cantidad de lluvia.

“Es una ventana de oportunidad bien detallada y focalizada para que las diferentes alcaldías reaccionen frente a situaciones de riesgo y tomen decisiones necesarias para mitigar los daños”, explicó el doctor Adrián Pedrozo Acuña, responsable del OH.

El investigador del Instituto de Ingeniería de la UNAM aseguró que el reto es seguir con la construcción de un sistema de aguas inteligente no solamente medir la lluvia, sino medir los niveles en los ríos que aún fluyen de manera natural e instrumentarlos.

“Acabamos de firmar un acuerdo para medir el acuífero del Valle de México, nivel y temperatura, así como las fluctuaciones del nivel freático. Le pondremos números reales y los relacionaremos en tiempo real, por si hay alguna reacción del acuífero en precipitaciones intensas y si se puede llevar a cabo una recarga del mismo”.

Asimismo, este año solicitaran apoyo al gobierno de la Ciudad de México para concientizar a la sociedad civil de llevar a cabo la captación de agua de lluvia, “probablemente, combatir un problema de escasez en las zonas más marginadas”.

Este proyecto se hará en colaboración con Isla Urbana, grupo interdisciplinario de diseñadores, urbanistas, ingenieros, antropólogos, educadores y artistas dedicados a demostrar la viabilidad de la captación de agua de lluvia en México.

Deja tu comentario

Comentarios