Campus Ciencia Tecnología

Museo Universum, escenario del V Simposio de Robótica Educativa

Fabiola Méndez/edición: Damián Mendoza
La creatividad, conocimientos e interés sobre robótica fue el protagonista en esta jornada tecnológica

El diseño y construcción de prototipos robóticos favorece el aprendizaje continuo, el desarrollo cognitivo, la integración de conocimientos, el desarrollo del pensamiento lógico-matemático y el perfeccionamiento de habilidades de análisis, reflexión e investigación. Lo anterior quedó demostrado en el V simposio de Robótica Educativa que se llevó a cabo el pasado 5 de abril en el Museo de las Ciencias Universum.

La creatividad, conocimientos e interés sobre robótica de los alumnos de escuelas y facultades de la UNAM fue el protagonista en esta jornada tecnológica que tuvo lugar en la explanada del Museo Universum.

Cientos de niños pudieron disfrutar del funcionamiento del Fin-DER v.3, creado por alumnos del taller FinDER UNAM de la Facultad de Ingeniería (FI) de la UNAM. Se trata de un robot de búsqueda en entornos de desastre, puede caminar en lugares donde los rescatistas no pueden entrar, tomar objetos del entorno, detecta Dióxido de Carbono (CO2), temperaturas para localizar a las víctimas y se maneja por medio de un operador que lo controla vía remota, gracias a una comunicación Wi-Fi.

FinDER v.3 es capaz de localizar víctimas de desastres naturales mediante sensores biométricos, de CO2, térmicos y de movimiento. Con un peso aproximado de 70 kilogramos usa una batería de ácido-plomo, tiene un brazo robótico para manipular objetos y una suspensión innovadora que le permite amoldarse a cualquier terreno. Puede ser desarmado en varias piezas para su transporte, explicó Sergio Hernández, integrante del grupo y estudiante de ingeniería mecatrónica de la FI.

Alumnos de la Facultad de Estudios Aragón pasaron de un Dron convencional de ala rotativa a la fabricación de un dron de ala fija que puede ser utilizado en estudios de suelo y para la detección de víctimas en casos de búsqueda y rescate, ya que cuenta con cámara térmica, explicaron Oscar Sánchez y Aviel Rojas.

En esta jornada también destacó una máquina de juegos de alumnos de la Facultad de Ingeniería hecha a partir de una microcomputadora (Raspberry Pi) y una memoria SD, “un sistema de entretenimiento personal” que es sólo el anteproyecto, ya que están empezando a trabajar en una versión portátil.

El área de la medicina y su estrecha relación con las ingenierías estuvo cubierta con la presentación de HeArthur, un simulador de bajo costo y alta fidelidad para la exploración cardíaca. Este modelo reproduce los ruidos cardíacos normales, a través de un modelo anatómico, en la exploración cardiológica de los puntos de auscultación correctos encienden en luz roja led y el cual es muy útil para la práctica en medicina, señalaron Yima Frine Rocha Martínez e Ichel Flores Peralta.

Deja tu comentario

Comentarios